NoticiasSocial

Fuerte represión policial a hortaliceras mapuche en temuco

En una nueva y lamentable muestra de la represión de la que son víctimas las mujeres mapuche por parte de la autoridad policial con la complicidad política del alcalde de la comuna, Miguel Becker (RN), se llevó a cabo la detención de 10 personas en pleno centro de Temuco, esto en el marco de la ordenanza municipal que regula el comercio ambulante en dicha ciudad.

Los hechos

Hoy Lunes 19 de marzo en un control policial realizado en la intersección de las calles Manuel Montt con Bulnes donde comerciantes de orígen Mapuche venden desde hace años sus verduras y hortalizas, terminó con una violenta jornada de detención por parte de Carabineros y FF.EE. La detención tuvo como consecuencia que los productos terminasen malogrados y completamente destruidos en plena calle.

O. Ravanal

Uno de los detenidos fue el concejal de la comuna de Galvarino José Millalén, quien expresó minutos antes de su deteneción que “Aquí el mismo Estado incentiva la producción campesina a través de los PDTI y los incentiva para comercializar no solo para la alimentación familiar de la casa y resulta que ahora se le cierra la posibilidad de comercialización” señaló también que “aquí lo que hay es una contradicción de las políticas públicas del Estado entonces yo me quedo con lo que dicen ellas, aquí lo que se necesita es conversar. Han intentado el diálogo, pero aquí hay negativa del consejo municipal. Carabineros nos quiere desalojar pero aquí vamos a estar hasta el final”.

Por otra parte, Yolanda Llanquitur Parra, presidenta de la Asociación de Hortaliceras de Temuco y Padre Las Casas contó que:

“Las lamgienes (hermanas) que estamos acá venimos de diferentes comunidades. Nuestra asociación somos 26, pero hay otras asociaciones también, todas mujeres mapuche que estamos trabajando en el centro. Llevamos años tratando de conversar con el alcalde y no ha habido respuesta. El viernes tuvimos la ultima conversación con su asistente social, en la cual ella nos derivó a otro lugar y ya estamos aburridas de lo mismo, porque al final no solucionamos nada. Hemos tratado de pedir permiso formal al alcalde y no ha pasado nada. No nos pueden comparar con todo el comercio ambulante porque estamos amparadas por el 169 (Convenio de la Organización Internacional del Trabajo), donde el artículo 7 habla del desarrollo económico, social y cultural. Por eso artículo estamos amparadas y llevamos dos años trabajando aquí. Este es el lugar en donde podemos vender nuestros productos porque somos mujeres agricultoras mapuches que solamente tenemos media hectárea, no tenemos tanta producción, no somos mayoristas y trabajamos la tierra. Aquí la solución pasa por conversar. Las lamgienes tenemos nuestros documentos y somos usuarias de Indap, pero aquí la única persona que tiene que decidir es el alcalde, somos usuarias del Estado”.

Previous post

Incongruencias en los testimonios de testigos sin rostro marcan juicio del ‘Caso Iglesias’

Next post

Columna: Volvamos a Tapihue, por Pedro Cayuqueo.

Painen

Painen

No Comment

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *